Colores que combinan con verde agua

El color verde agua está situado a medio camino entre el verde y el azul. Las sensaciones que provoca nos remiten al verano y al mar. Es un color que aporta mucha frescura.

El verde agua puede ser usado en cualquier estancia, aunque en salones y dormitorios es todo un éxito. Es un color muy moderno en decoración y, aunque es de los más demandados, no es fácil combinarlo.

Cómo combinar el verde agua en decoración

El verde agua destaca con el blanco, pero también queda muy bien con el beige, el azul marino, el rosa, el gris y los tonos madera. Si se quiere arriesgar, se puede combinar con el naranja, el coral, el amarillo y el dorado.

No obstante, hay que saber cómo usar estos colores para crear el ambiente adecuado.

Cómo combinar el verde agua y el blanco

El banco es un color perfecto para combinar con cualquier otro, pues admite multitud de mezclas. Normalmente se usa como base a la que se van agregando otros colores, el blanco actúa como transición para guardar un equilibrio.

El color verde agua, al evocar el mar, es perfecto para baños y cocinas. En ambas estancias se puede integrar muy bien en azulejos. El blanco en el mobiliario y la cerámica ayuda a iluminar la composición. El resultado son estancias relajantes que transmiten sensación de pureza.

Combinar el verde agua y el gris en dormitorios

El gris es otro color que admite multitud de combinaciones. En dormitorios resulta ideal mezclado con el verde agua. Este último se suele emplear en la ropa de cama, dejando el gris para las paredes.

Sin embargo, si se quiere dar un toque original a la estancia, se pueden pintar las paredes con verde agua. Al ser un color intenso, los dibujos y murales le van muy bien.

La ropa de cama en gris, aportará un ambiente relajado y sofisticado. No obstante, es conveniente añadir colores cálidos a la composición, así se crean estancias más acogedoras. También es recomendable usar un tono gris claro para no oscurecer los dormitorios.

Cómo combinar el verde agua y el beige

Muchos interiores emplean el beige en las paredes, sin embargo, puede dar un resultado un poco aburrido si no se añaden otros colores. El verde agua puede ser el complemento perfecto para estancias en beige.

Como se puede ver en la fotografía, los mosaicos con azulejos en verdes y azules quedan preciosos en baños con paredes beige. Incorporarlos en una pared para resaltar la zona da como resultado estancias muy originales y elegantes.

Combinar el verde agua y el naranja en rincones

El naranja, al ser un color cálido, complementa perfectamente con el verde agua, un color que nace de la mezcla de dos colores fríos. Cada uno tiene lo que le falta al otro.

Si se usan tonalidades muy vibrantes de naranja, lo mejor es añadir pequeños toques de ambos colores junto con un tercer color que predomine. Sin embargo, si se usan naranjas rebajados, como en la imagen, la presencia del verde agua deberá ser menor, pues cobrará protagonismo.

Esto es ideal para pequeños rincones donde se quiere ganar visibilidad, pues ambos colores salpicarán de originalidad la estancia.

Combinar el verde agua y el rosa en baños

El rosa y el verde agua son otra combinación de colores ideal para baños, puesto que su unión da como resultado ambientes sofisticados a la par que originales.

Esta mezcla de colores inspira naturaleza, mar y flamencos. Jugar con la decoración, como se ve en la imagen, puede ser muy divertido para recrear paisajes. Sin embargo, no serán adecuados para lugares sobrios.

Cómo combinar el verde agua y el azul marino

Si no se quiere arriesgar y se busca un ambiente más serio, esta combinación es la indicada. El azul marino casa muy bien con el verde agua, puesto que este último es una combinación de azul y verde.

El resultado son ambientes elegantes. No obstante, conviene añadir algún color cálido para que el resultado no sea una estancia fría. Como se ve en la imagen, el parquet y el mobiliario en tonos madera oscura ayudan a crear un salón más acogedor.

Combinar el verde agua y el amarillo en cocinas

Verde agua y amarillo son un mix perfecto. El amarillo es un color cálido y vivo, mientras que el verde es un color frío. Juntos hacen que estancias como la de la imagen tengan personalidad propia.

Un pequeño lugar puede llamar mucho más la atención si se combinan estos dos colores. En este caso, se ven tonos pastel, pero esta combinación también puede hacerse con tonos mucho más vivos de amarillo.

Cómo combinar el verde agua y el dorado

El dorado es uno de los tonos que mejor van con el verde agua, ya que continúa con la línea elegante y sofisticada. Accesorios en dorado, como la grifería o los tiradores de los muebles, dan carácter al lugar.

El verde agua en azulejos, como se ha visto anteriormente, es perfecto para baños y cocinas, por lo que resulta fácil combinarlo con el dorado en estas estancias.

Cómo combinar el verde agua y los tonos arena

El verde agua funciona muy bien con tonos cálidos, pues crean ambientes acogedores. Los tonos marrones cálidos, como los arena, son ideales para la mezcla.

Si los muebles y el parquet tienen tonos arena, el verde agua puede emplearse en paredes, como se ve en la imagen, y el resultado es espectacular.

Cómo combinar el verde agua y los tonos tierra

Una estancia con grandes dosis de marrón, necesita de un color frío para no saturar. El verde agua es perfecto para romper con la monotonía del marrón. Incluso, se puede emplear para resaltar alguna pared, como la más próxima al sofá.

Esta combinación en tonos tierra crea espacios muy naturales, puesto que ambos colores evocan la tierra y el mar, una unión natural.

Cómo combinar el verde agua en paredes

El verde agua puede emplearse tanto para resaltar alguna pared, como la del cabecero de la cama, como para pintar toda una estancia.

Si se escoge esta última opción, se deberá tener en cuenta que el verde agua es un color frío, por lo que puede dar lugar a estancias poco acogedoras. Combinarlo con colores cálidos en mobiliario y decoración puede ser un acierto.

Tonos tierra y arena son muy comunes en muebles y parquets, por lo que la combinación con verde agua resulta natural. Si se emplean colores vivos como naranja o amarillo, se deberá mantener el equilibrio. Estos deben usarse en pequeñas dosis o en tonos rebajados.

Además, la combinación con otros colores verdes y azules en azulejos es muy acertada en cocinas o baños. Incluso, el color verde agua puede ayudar a crear paredes más originales si se emplea en murales. Algunas opciones, como las vistas anteriormente, dan como resultado habitaciones muy bonitas y vistosas.

Share

También te puede interesar...